Aprobar una oposición significa tener un trabajo estable y de calidad independientemente de la situación o coyuntura por la que atraviese el mercado laboral.

Un funcionario tiene beneficios asociados a sus condiciones económicas, laborales, horario, etc. Además, la situación de un funcionario por su categoría siempre suele ser mejor que la de su homólogo en el sector privado.

Por ejemplo, un auxiliar administrativo de una Comunidad Autónoma recién aprobado, teniendo el mínimo nivel percibe una retribución mensual aproximada de unos 1.000 euros netos.

Menú